“¡Ya llegó abril, ya llegó abril!”, recita el poema de Amado Nervo y casi tan antigua como este, es nuestra obligación con el SAT de presentarle nuestra declaración anual, por...